Historias de crueldad: Sudor


Por Celia Gómez Ramos Foto de portada: Juan Apolinar Ese olor penetrante a sudor acumulado en el cuerpo y en las ropas. Ese olor que habla de nuestras carencias, de los que somos, de lo que no hacemos. Ese olor natural que se va almidonando y añejando, en la prendas y en la piel…, en…

Historias de crueldad: El extraño correo electrónico


Por Celia Gómez Ramos (Foto de portada: Hugo Gola en penultimosdias.com) Hugo Gola*, director de la publicación trimestral El Poeta y su trabajo, recibió un correo electrónico muy extraño. Le enviaron la transcripción de un poema y le pidieron si podía identificar al autor. Se lo solicitó un personaje que se acreditó como trabajador del…

Historias de crueldad: Capturando el mal


Por Celia Gómez Ramos Tengo la posibilidad de tomarme un café, sentarme a contemplar el paso de la gente mientras lo disfruto en las papilas, la garganta y lo va absorbiendo mi cuerpo. Algo tan raro en estos tiempos de prisa constante. Me encontraba sentado, mirando la plaza, en una de las mesas que salen…

Historias de crueldad: Destripar sonidos


Por Celia Gómez Ramos A saber cómo fue que comenzó ese juego macabro. Los gritos lo despertaban los fines de semana, ya avanzada la madrugada. La mayoría era ininteligible. Unos animando a otros, y de repente, el corredero en tropel en el barullo. ¡Agitación! Él abría los ojos, asustado, tembloroso siempre, dejando atrás su sueño…

Historias de crueldad: El susto


Por Celia Gómez Ramos Contaba en años, apenas los dedos de su mano. Y se le ocurrió, en una visita de sus padres a algunos amigos, sin maldad (podríamos pensar que no hay maldad en el actuar a esa edad, o acaso se está experimentando con el entorno), ofrecerle del plátano que comía a un…

Historias de crueldad. Ruido en el cuerpo (V): Lo “normal”


  Por Celia Gómez Ramos El neurólogo te comenta que debió haber algo que te generara una pequeña trombosis o infartación, y te habla de casos geniales como el de Dostoievski y el de Shostakovich, que vivieron con voces el primero y con música el segundo, cuando bajaba la cabeza. Mucho de ello, te dijo,…

Historias de crueldad: Ruido en el cuerpo III. Te confiesas


  Por Celia Gómez Ramos Te atreves a hablar con la gente sobre lo que ocurre, necesitas compartirlo. Acudes con un otorrinolaringólogo y te confiesas. Su inspección y análisis no muestra ningún problema, todo está en orden a nivel físico. Eso ya creías saberlo, por lo menos te lo ratificaron. El médico te sugiere acudir…

Historias de crueldad: Línea curva


Por Celia Gómez Ramos Los caminos cortos no existen, contra todo lo dicho. Todo el tiempo escuché que esos eran los apropiados, aseveró una mujer, dirigiéndose a una niña de unos seis años. Nos enseñaron que debemos tomar la línea recta, el camino más breve… Pero eso no sirve, no es cierto, lo intentas y…

Historias de crueldad: Traspasar la línea


Por Celia Gómez Ramos Toda la vida se empeñó en demostrarse a sí mismo que podría salir adelante con sus habilidades y medios. De manera honesta. Su padre abandonó la familia; historia cotidiana que no por serlo, se resuelve simple. Él era ahora el hombre de la casa, y sentía el compromiso; aunque su hermana…